Guía de redes sobre el alcance inalámbrico y la interferencia

Cuando se añade un nuevo sistema inalámbrico o se añade a uno existente, es importante comprender qué puede afectar al rendimiento de la red. Repasemos algunos conceptos básicos de redes para ayudarte a obtener el mejor rendimiento de tu sistema.

Interferencia de radiofrecuencia (RFI), ¿qué es y cómo afecta a mi red?

La interferencia de radiofrecuencia, también conocida como "ruido" inalámbrico, puede estar causada por los dispositivos electrónicos. Aunque las redes de malla son muy fuertes y fiables, hay dispositivos electrónicos que pueden seguir interfiriendo con su señal. 

Imagina intentar mantener una conversación con alguien en la primera fila de un concierto. Cuanto más fuerte sea el entorno a su alrededor, más difícil será escuchar a la persona con la que estás hablando. Puedes intentar hablar más alto, acercarte más a la persona con la que hablas, alejarte más de los altavoces o bajar el volumen de los altavoces. 

Esto es similar a lo que ocurre con la comunicación inalámbrica. Si el ruido alrededor de los dispositivos es demasiado grande, será más difícil que se comuniquen entre ellos. Suele pasar que cuando se agrega un nuevo dispositivo a una red solo funciona cuando está cerca del concentrador o nodo, pero no añadirá el dispositivo cuando se aleje de él.

Entre los objetos comunes que puedes tener en casa y que puedan interferir con una señal Z-Wave se incluyen:

  • Teléfonos móviles
  • Altavoces inalámbricos
  • Televisores de plasma
  • Monitores para bebés
  • Teléfonos inalámbricos
  • Otras redes inalámbricas y concentradores
  • Adornos navideños

¿Qué puedo hacer cuando crea que la interferencia de radiofrecuencia está afectando mi red?

  • Coloca tu estación base en un espacio más abierto
  • Mueve tu estación base a una ubicación centralizada en lugar de colocarla en el extremo más lejano de tu hogar
  • Si es posible, reubica los otros dispositivos electrónicos que estén cerca de la estación base o sensores.
  • Fortalece la señal con extensores de alcance adicionales
  • Mueve la estación base al mismo piso que los dispositivos de seguridad que estás añadiendo a la red

¿Qué hay de los materiales de construcción y los objetos físicos? ¿Pueden afectar mi red inalámbrica?

Sí que pueden, algunos más que otros. Hablemos de los que tienen mayor impacto en tu hogar. Debes tener en cuenta los materiales que hay en tu casa cuando configures una red. Aunque existen muchos materiales comunes que pueden causar la pérdida de señal, existen determinados materiales “famosos” por reducir la intensidad de la señal en un 80 y 90 %. Entre estos materiales podemos citar:

  • Revestimiento y estuco de aluminio
  • Lámina de metal en aislamientos
  • Vigas de madera gruesas
  • Hormigón, especialmente con barras de acero
  • Acuarios grandes
  • Electrodomésticos principales

Sabemos que cada hogar incluye algunos de estos materiales (o tal vez todos). El extensor de alcance está diseñado para ayudar a ampliar la intensidad de la señal y evitar estos obstáculos.

Configuración de la red

Ahora que cuentas con una mejor concepción de lo que es una red Z-Wave y cómo funciona, puedes configurar una en tu hogar en mejores condiciones. La clave para una buena instalación es actuar como una especie de “detective geométrico”. Imagina líneas rectas que irradien entre los distintos nodos de tu red y atraviésalas, supervisando las cosas que podrían interferir con la señal. Utiliza tu gama de Range Extenders para colmar las interrupciones presentes en la red ofreciendo a la señal distintas vías con las que “merodear” por la red.

Haz clic aquí para leer nuestro artículo sobre comprender Z Wave y las redes de malla.

Última actualización: hace 3 meses